El café celestial, de Stuart Murdoch (Expediciones polares) Traducción de Felipe Cabrerizo | por Francisca Pageo

Stuart Murdoch | El café celestial

Stuart Murdoch, líder de Belle & Sebastian, se propuso escribir ante un nuevo ordenador una especie de diario que recogería todo aquello que le pasase por la cabeza, así como también en la vida; y es en este El café celestial, editado por Expediciones Polares, donde encontramos todo aquello que escribió, desde el 20 de octubre de 2002 hasta el 20 de agosto de 2006. De modo que estamos ante un diario cronológico lleno de pensamientos, reflexiones y hechos de su vida cotidiana, así como de las aventuras que el grupo, su grupo, Belle & Sebastian vivirían durante los años citados.

Murdoch nos habla de las películas que ve (de hecho, nos proporciona una inmensa lista con todas sus películas preferidas), la música que escucha y le toca íntimamente y todas esas referencias musicales que le van hipnotizando. Apasionado de la cultura, no sólo la muestra acudiendo a ella, sino también haciéndola. Estamos ante un diario no sólo personal, sino también grupal -cabe destacar que los demás miembros del grupo y algunos amigos de Murdoch también saldrán en este libro con sus diversas opiniones y creencias.

Para quien esto escribe, una persona que crecería en su (post)adolescencia con Belle & Sebastian, estas palabras confesionales reflejan esa alegría y entusiasmo que transmiten su líder y sus canciones. Murdoch no es cristiano, pero él va a la iglesia, toca en el coro y ayuda al prójimo. Estamos ante las palabras de una persona que quiere dar lo mejor de sí mismo no sólo en sus proyectos personales, sino también en su ámbito social y profesional. También descubriremos a un Stuart Murdoch apasionado por el deporte, a quien le encanta correr y no le dice que no a un partido de fútbol, pues lo adora. De este modo, estamos ante una persona que aboga por una vida plena. Stuart nos habla de su vida de una manera sencilla y describe todas aquellas cosas que le dan vida, como viajar en tren, enamorarse de las camareras guapas o ensayar con su grupo.

El autor habla sobre cómo le gustaría leer un libro sobre ciudades, cuando es él quien lo está haciendo. Murdoch escribe desde cada rincón que pisa de este planeta llamado Tierra; nos escribe desde California como desde Perth o Barcelona, aunque su residencia habitual sea Glasgow. Es un ferviente escocés que ama su tierra, pero también ama viajar y encontrarse por aquellos lugares a los que va de gira. Resulta muy divertido leer todas aquellas anécdotas por las que pasa y reírse no está de más en este libro, sino que se vuelve necesario.

En su aspecto más musical, quedan registradas las anotaciones sobre las giras del grupo y las grabaciones de sus discos. A todo aquel fan de Belle & Sebastian esta vertiente le encantará y le hará entrar en el mundo que nos presenta Stuart Murdoch. Unas confesiones llenas de vida, de amor por la música y el cine, por la cultura en general. Y una persona que, pese a haberlo pasado mal en la vida (antes de formar Belle & Sebastian sufriría de fatiga crónica), muestra una enorme adoración por vivir. A lo largo del libro, Murdoch no deja de hablarnos, y lo mínimo que podemos hacer nosotros es escucharle, tanto a su música como a su voz.

[…]

Si no quieres perderte nada, puedes suscribirte a nuestra lista de correo. Es semanal y en ella recordaremos todo lo publicado durante los últimos días.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.